Habitantes de Lonquimay reciben capacitación en elaboración de productos no madereros del bosque nativo

Cerca de 40 habitantes de las comunidades de Llanquén, Pehuenco, Ranquil y Llames-Pelehue, de la comuna de Lonquimay, fueron capacitados sobre “Productos Forestales No Madereros y su aprovechamiento sostenible”, gracias al proyecto  “Comunidades Mediterráneas Sostenibles”,  que es ejecutado por el Ministerio del Medio Ambiente con apoyo del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) y con financiamiento del Fondo para el Medio Ambiente Mundial (GEF).

El sector norte de Lonquimay se caracteriza por conservar importantes superficies de bosque nativo de alto valor biológico y cultural, situación que es reconocida internacionalmente por UNESCO mediante el sello de calidad Reserva de la Biosfera Araucarias. Es de suma importancia conservar estos bosques nativos ubicados en la cabecera de la cuenca del rio Biobío dada la fragilidad de estos suelos de montaña por la alta pluviometría de la zona y las pronunciadas pendientes. El bosque nativo en este estado de conservación  provee  una serie de  productos del bosque también conocidos comoproductos forestales no madereros, como hongos, frutos silvestres, hierbas medicinales, plantas ornamentales, plantas tintóreas y un amplio y creciente etcétera. Estos productos hoy ofrecen una alternativa económica real para  los campesinos de montaña que conviven con estos paisajes; sin embargo, existe la necesidad de saber cómo realizar una extracción sustentable para el desarrollo de este nicho, mejorar la organización social, y fortalecer sus redes comerciales.

La actividad consistió en una capacitación sobre los principales productos del bosque que son extraídos por los habitantes del sector para complementar sus ingresos y alimentación, poniendo énfasis en el cuidado de los recursos naturales  de manera sustentable.

Los participantes, aprovecharon la ocasión para mostrar la batería de productos extraídos de bosque que ellos elaboran y que son el resultado de una rica tradición cultural, desde prendas de vestir de lana (teñidas, hiladas y tejidas por las mujeres de las comunidades), mermeladas y pulpa de rosa mosqueta, conservas del fruto nativo “Lleuque”, hierbas medicinales, miel de bosque nativo, galletones de piñón, y hongos como changle y morchella deshidratada, considerado el segundo hongo más caro del mundo.

Este proyecto se ha implementado en la zona a través de la Asociación Bosque Modelo Araucarias del Alto Malleco.

Fuente: http://educacion.mma.gob.cl/habitantes-de-lonquimay-reciben-capacitacion...